Comuna 12: Siguen los rechazos a la construcción del arroyo en Saavedra

En la comuna número doce, los comuneros que representan a la fuerza “Frente de Todos” en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires se manifiestan en contra de la construcción por el arroyo artificial en el barrio porteño de Saavedra.

“La Ciudad trabajará en la regeneración del arroyo Medrano a la altura del Parque Saavedra construyendo quinientos treinta metros de arroyo a cielo abierto.

 Actualmente, el parque se encuentra más alto que las calles que lo rodean; por eso la obra permitirá cambiar la pendiente de la superficie y generar un efecto positivo en la mitigación de inundaciones. Más de doscientos mil vecinos y vecinas del barrio se verán beneficiados y setenta y cinco mil tendrán un arroyo a cielo abierto a menos de diez cuadras de su casa”, habían afirmado en su momento desde el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires.

Con una decisión firme, los integrantes de la Junta Comunal número doce por la fuerza “Frente de Todos” en territorio porteño, expresaron su rechazo a la construcción del arroyo artificial en Parque Saavedra.

Los comuneros Pablo Ortiz Maldonado y Karina Murúa, pertenecientes a la Comuna número doce por la coalición “Frente de Todos”, dieron a conocer un comunicado en rechazo al proyecto del Gobierno porteño, quien intenta construir un arroyo artificial de quinientos metros en pleno Parque Saavedra, “rodeado de caminos de cemento, una obra que atenta contra los espacios verdes, aumenta el riesgo de inundaciones y que, fiel al estilo del Gobierno de Horacio Rodríguez Larreta, no fue consultada ni tratada en la Junta Comunal ni en el Consejo Consultivo, tal como ordena la Ley mil setecientos setenta y siete de Comunas”, explicaron los funcionarios.

“El proyecto está bien. La información disponible por ahora es elemental porque están buscando hacer una preselección de candidatos interesados en hacer un estudio de impacto ambiental. Técnicamente no es un desentubamiento, porque solo van a hacer un arroyo más natural con meandros y con un tratamiento paisajístico que se conecte con la entrada y la salida. Seguramente lo van a alimentar con agua de napa, lo que es interesante porque al utilizar el agua de napa tiene una amortiguación para las inundaciones. Hay algunos ejemplos similares en el sur de Londres y mejoró el tema inundaciones. La cuestión es que todos estos procesos necesitan la participación de los vecinos y acá eso no se hizo. Deberían juntarse con la gente lo antes posible”, había indicado, oportunamnete, Martín Civeira, ingeniero civil e integrante del proyecto Arroyos Libres.

“Sin ningún mecanismo que respete la verdadera participación ciudadana y sin consultar la opinión de les comuneres, únicos funcionarios de la Comuna votados por les vecines, Larreta inició los trámites para comenzar la obra, presupuestada en cientos de millones de pesos financiados por el Banco Mundial, y sólo las publicitó a través de volantes y folletería”, afirmaron  Ortiz Maldonado y Karina Murúa.

“Este nuevo atropello del Ejecutivo porteño, que una vez más apunta a promover el negocio inmobiliario en la zona, causó alarma entre les vecines, que tienen muy presente el recuerdo de las trágicas inundaciones del dos de abril de dos mil trece en el barrio porteño de Saavedra, que dejaron seis personas muertas”, recordaron los comuneros por la oposición en la Comuna doce.

“Por ello, el Frente de Todos de la Comuna doce  llama al Gobierno de Rodríguez Larreta a suspender el plan de obras,  a recapacitar y a escuchar a les vecines, porque son elles quienes deben decidir sobre las prioridades del barrio, en sintonía con una verdadera democracia participativa”, sostuvieron.

El nueve de marzo de dos mil veintiuno, Ortiz Maldonado y Karina Murúa lanzaron oficialmente el Pacto Social Barrial Ambiental, que propicia una mesa de diálogo con los vecinos y vecinas a efectos de proteger los espacios verdes y públicos de la Comuna doce, cuidar la identidad barrial y cultural e impedir que el Gobierno porteño expanda de cemento esos espacios públicos para favorecer el negocio inmobiliario.

“Desde el Frente de Todos de la Comuna doce sostenemos que es necesario que el Gobierno porteño frene el proyecto y, en cambio, utilice esos millones en infraestructuras prioritarias y necesarias para les vecines como las obras estructurales para evitar las inundaciones por el desborde del arroyo Medrano, la creación de reservorios, obras en el Barrio Mitre, arreglos edilicios en escuelas y también para asegurar el correcto funcionamiento del Centro de Salud (CESAC) y del Centro Integral de la Mujer (CIM), entre otras cuestiones”, finalizaron los comuneros Ortiz Maldonado y Karina Múrua.