Gremios docentes marcharon a la Legislatura Porteña

Realizaron una marcha docente por la titularización masiva y dijeron que “Cada atropello del GCBA ha sido frenado por la movilización”.

Los trabajadores y las trabajadoras nucleadas en el sindicato Ademys se manifestaron para pedir la “titularización masiva” de docentes y que regularicen los concursos anuales, entre otros reclamos. El pedido lleva diez años sin ser resuelto.

Una nueva marcha de docentes tuvo lugar ayer en el contexto de la lucha por la titularización masiva. Desde el gremio docente Ademys se movilizaron al Parlamento Porteño con el fin de pedir la “titularización masiva” de docentes y repudiar el acuerdo entre el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires y “las burocracias sindicales” ya que generaría “mayor inestabilidad laboral y el cese de miles de docentes”.

Durante la protesta al edificio de la calle Perú ciento sesenta, el sindicato pidió “la titularización masiva y fotográfica; la restitución de las Juntas de Clasificación y Disciplina con sus funciones históricas; la regularización de los concursos anuales y la defensa del Estatuto docente contra las reformas flexibilizadoras”.

En diálogo con la prensa local, Mariana Scayola, secretaria general de Ademys, indicó: “el reclamo principal es la titularización de docentes de media y de nivel terciario para conseguir la estabilidad laboral”. “Los docentes que no son titulares tienen sus horas de manera precaria e inestable, desde el 2011 que estamos exigiendo la regularidad”, ahondó.

A su vez, pidieron que el año que viene empiecen los concursos, “que es la manera transparente de acceder que tenemos los docentes y que desde 2011 no ocurre para nivel medio y terciario”.

Consultada acerca de las consecuencias de la no titularización, expresó que los docentes “están en una situación muy irregular, a nivel de la vida personas afecta en la planificación porque podes perdes esas horas en cualquier momento. Pero, además, te afecta a nivel de licencias que podes acceder siendo titular o no, a nivel de accede a préstamos, la verdad que es una irresponsabilidad por parte del Gobierno siendo que existe en el estatuto los mecanismo para acceder a la titularidad y no se aplican”.

“Estamos hace ya más de diez años con esta situación, quiere decir que hay gente que desde esos años viene trabajando siempre de manea irregular, siempre de manera discontinua. Eso hay que terminarlo inmediatamente”, alertó.

Paralelamente, se pronunció a la denuncia del diálogo selectivo que lleva adelante el Gobierno porteño con los docentes. “El gobierno está discutiendo con algunos sindicatos y ha circulado actas de manera informal, recién después del último paro que realizamos desde Ademys apareció un acta más formal de qué es lo que efectivamente se está discutiendo”, subrayó.

Y siguió: “Y el problema es que ahí no está contemplado a todos los docentes sino que solo una parte lo que generaría un montón de injusticias al interior de las escuelas, sobre todo en la tipificación que hace el Gobierno de quienes sí y quienes no podrían acceder a la titularidad”.

Sobre el estado vigente del trabajo docente, Scayola argumento que “con mucha dificultades se están sobrellevando todos los problemas que han deriva de la pandemia con los estudiantes. Sin recursos del gobierno, ya que no puso a disposición ningún recurso extra o espacial para estas situaciones. Como venimos denunciando: con la presencialidad sola no se resolvía el problema”.

“El otro gran problema es el salario, igual que el resto de los trabajadores, la plata no alcanza y queremos discutir seriamente el sueldo. Porque venimos con años de pérdida salarial, y no discutir de febrero del año que viene, sino debatir de forma inmediata y ver de qué manera llegamos a fin de año porque la situación es realmente angustiante”, arremetió.

A su vez fue consultada por los inconvenientes de infraestructura y recursos en los colegios de la Capital Federal a lo que respondió que estos conflictos “vienen de años”. “Hay un falso discurso para la campaña electoral de preocupación en la educación que no se traduce en la acción real”, continuó.

“Seguramente lo veamos trasladado en los presupuestos educativos no solo de la Ciudad también a nivel nacional, cómo se jerarquiza la educación y cómo se resuelven estos problemas estructurales En la Ciudad de Buenos Aires hace pocas semanas se cayeron los techos de una escuela prácticamente nueva, con lo cual hay un problema serio que tiene relación con el tema presupuestario, la falta de inversión y como dejan que la educación pública se venga abajo para luego aplicar sus políticas que son las misma que vienen deteriorando a la educación”.

Sobre el futuro del conflicto, la gremialista aseguró: “Es muy difícil pensar que el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires vaya a revertir lo que realiza hace años, lo que pensamos es que cada atropello del gobierno ha sido frenado por la movilización de la docencia, por eso hoy tomamos esta media de fuerza y no será la última. Son los docentes quienes defienden la educación pública. Del gobierno es difícil esperar algo bueno.”