Se suicidaron dos bomberos sobrevivientes de Iron Mountain

Diego Oneil, que era bombero de la Vuelta Rocha y Mario Colantonio, que pertenecía al escuadrón de San Telmo decidieron tomar la drástica decisión a dos años del siniestro ocurrido en el barrio porteño de Barracas, en el que murieron diez de sus compañeros durante el operativo para apagar el incendio. Hace pocos días, familiares de las víctimas habían realizado un acto en homenaje a los caídos.

Los fallecidos en la recordada tragedia fueron Damián Veliz, Eduardo Conesa, Maximiliano Martínez, Anahí Garnica (quien fue la primera mujer bombero, de la Policía Federal Argentina) y Juan Matías Monticelli, del Cuartel I de Bomberos de la Policía Federal; Leonardo Arturo Day, jefe de Departamento Zona I de la Superintendencia Federal Bomberos de la Policía Federal; Julián Sebastián Campos, Bomberos Voluntarios Metropolitanos de Vuelta de Rocha, José Luis Méndez, del cuartel de Villa Domínico, y Pedro Baricola, de la Dirección General de Defensa Civil de la Ciudad de Buenos Aires. La última víctima agonizó durante doce días, falleciendo finalmente el 17 de febrero. Se trataba de Facundo Ambrosi, bombero voluntario de Vuelta de Rocha.

El pasado 5 de febrero, familiares de las víctimas de la tragedia reclamaron justicia, al tiempo que recordaron que a dos años del hecho, todavía no hay imputados en la causa, con el agravante de que dos pericias determinaron que se trató de un incendio intencional.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.