Palermo: Vecinos se manifestaron contra la construcción de una torre

En la comuna catorce, vecinos y vecinas del barrio porteño de Palermo Chico se manifestaron  contra la construcción de una torre. En la jornada de ayer, jueves se llevó a cabo un abrazo a la manzana donde se intenta emplazar un desarrollo inmobiliario con una torre de treinta y tres viviendas en ocho niveles elevados y con tres subsuelos, precisamente en la intersección de San Martín de Tours y Libertador. La zona ha sido declarada de Protección Histórica.

Ciudadanos y ciudadanas de Palermo Chico realizaron ayer jueves una manifestación con el objetivo de denunciar el emplazamiento de un edificio en una zona de Protección Histórica, sobre la que actualmente rige una orden judicial que impide el avance de la construcción dado que supera los límites de altura permitidos por la normativa vigente.

La propuesta comenzó a las diecinueve horas en la esquina de San Martín de Tours y Avenida Del Libertador con la idea de realizar un «abrazo» a la manzana donde se estima un desarrollo a cargo de la firma NorthBaires, dado que ya lo comercializa como un edificio de treinta y tres viviendas en ocho niveles elevados y con tres subsuelos.

La iniciativa fue convocada por los vecinos y vecinas del barrio capitalino, en conjunto a la organización no gubernamental Basta de Demoler y el Observatorio del Derecho a la Ciudad, ambas entidades que en el mes de marzo del dos mil veinte presentaron una acción de amparo colectivo en la Justicia porteña para pedir la nulidad e inconstitucionalidad del proyecto.

Durante la decisión, los amparistas refirieron que la construcción se ubica dentro de un Área de Protección Histórica «violando los parámetros urbanísticos permitidos en este sector protegido de la ciudad ya que esta zona está destinada al uso residencial exclusivo, con viviendas individuales y colectivas de densidad media-baja y altura limitada».

Luego de la presentación, el Juzgado número cinco del fuero Contencioso, Administrativo y Tributario hizo lugar a una medida cautelar que ordenó al Gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires a suspender de los trabajos constructivos en altura, en una sentencia que convalidado por la Cámara de Apelaciones.

Conforme denuncia del grupo de vecinos, vecinas y las organizaciones, «la empresa ha continuado con los trabajos constructivos y en la Justicia desde hace meses que no se resuelve el pedido de incumplimiento de la medida cautelar». «Mientras tanto el barrio ha sufrido los efectos de la mega excavación, la instalación de una enorme grúa y un incendio que obligó la evacuación de la casa vecina. Una vez apagado, al día siguiente la empresa retoma la obra sin ningún inconveniente», sostuvieron en cuanto al incendio que se desató en el obrador del lugar a mediados del mes de septiembre pasado.